En medio de la crisis migratoria que se vive en el continente africano, la semana pasada en Ceuta vivió un punto álguido. En esta localidad española que limita con Marruecos, hubo una situación que se hizo viral. Se trató del abrazo entre Luna, una funcionaria de la Cruz Roja, y Abdou, un inmigrante senegalés que intentó llegar a España junto a su hermano para intentar tener una mejor vida.

Tras la divulgación de esas imágenes y videos hubo una serie de comentarios racistas en contra de Luna, como también masivas muestras de apoyo por la ayuda que le brindó a Abdou mientras este se encontraba devastado por el estado de salud de su hermano. Con el paso de los días estas dos personas se volvieron a encontrar mediante una videollamada por teléfono celular. Abdou, quien se encuentra con su hermano en Marruecos, no pudo evitar las lágrimas al volver a reencontrarse con Luna, donde aprovechó la instancia para agradecer lo que esta mujer hizo por él.

 984 Total de visitas,  2 Visitas de hoy