Nasreen Hassan, que ha participado recientemente en el programa de formación de la OIT Inicie su negocio (IMESUN), explica cómo su idea de negocio para hacer avanzar la ingeniería médica puede cambiar vidas y crear empleo en Iraq.

Dohuk, región del Kurdistán de Iraq (OIT Noticias) Nasreen Hassan, de 25 años, lleva años trabajando en una idea empresarial que ayudará a los hospitales y centros médicos de la región del Kurdistán de Iraq a mejorar y mantener sus equipos médicos.

Tras haber sido testigo de años de conflicto, Nasreen afirma que quiere aportar su granito de arena para salvar y mejorar la vida de mujeres, hombres y niños, sobre todo teniendo en cuenta la actual pandemia mundial. «El número de armas y cohetes supera al de los equipos médicos», afirma Nasreen. «Y quiero corregir esto».

«Piensa en lo que hará que el mundo sea mejor, no sólo para ti, sino para todos los que te rodean», dijo Nasreen. «En mi caso, quiero producir, instalar y dar mantenimiento a la maquinaria médica a nivel local. Esto ayudará a crear puestos de trabajo para los jóvenes y abrirá nuevas oportunidades para muchos».

«Pero lo más importante es que salvará y mejorará vidas».

Al no poder cursar una carrera de ingeniería médica, esta licenciada en informática se incorporó recientemente al programa de formación Inicie su negocio (IMESUN) de la OIT en Iraq, cuyo objetivo es proporcionarle los conocimientos y las herramientas necesarias para crear su empresa.

Start Your Business forma parte del paquete de formación más amplio Inicie y mejore su negocio (IMESUN), diseñado para responder a las etapas progresivas del desarrollo empresarial. La formación en Irak pretende apoyar a los jóvenes refugiados, desplazados internos y miembros vulnerables de la comunidad de acogida que estén interesados en crear sus propias pequeñas empresas o mejorar las existentes.

Nasreen y otros 140 potenciales empresarios se unieron a una formación intensiva de seis días en Dohuk en julio de 2021, que se centró en nueve cursos diseñados para mejorar su preparación para iniciar un negocio, preparar su plan de negocios y evaluar su viabilidad .

«La parte más beneficiosa de la formación fue el plan de negocio, aunque ya tenía algunos conocimientos sobre el tema, pero no con tanto detalle ni profundidad», dijo Nasreen. «Desde el primer día de la formación con la OIT, he estado trabajando en mi plan de negocio, paso a paso. Lo he ido revisando y añadiendo nuevas ideas sobre la marcha, porque cuanto más avanzábamos con la formación, más se ampliaban nuestras ideas, reflejando cada vez más la realidad.»

La formación forma parte de los esfuerzos que está llevando a cabo la OIT en el marco de la «Asociación para mejorar las perspectivas de los desplazados forzosos y las comunidades de acogida», también conocida como PROSPECTS , un programa multiinstitucional que cuenta con el apoyo del Gobierno de los Países Bajos.

Para la OIT, una de las principales áreas de interés de PROSPECTS en Irak es apoyar a los jóvenes para que pasen del aprendizaje y el desarrollo de habilidades al trabajo decente, a través de una serie de intervenciones de empleo asalariado y autoempleo, en colaboración con otros socios de PROSPECTS, incluido UNICEF.

Esto incluye la formación de formadores de diferentes organizaciones  sobre el paquete de formación de la OIT, incluidos los bancos y las instituciones de microfinanciación, los formadores de los centros juveniles apoyados por UNICEF y las ONG locales que apoyan a las pequeñas y medianas empresas. También implica remitir a los jóvenes (incluida Nasreen, que recientemente recibió formación en habilidades para la vida a través de ACTED en un centro juvenil apoyado por UNICEF) a la OIT para que reciban más apoyo.

El programa también vinculará a algunos de los jóvenes formados con el acceso a servicios financieros asequibles, para ayudarles a poner en marcha sus negocios y establecer un medio de vida decente. Esto forma parte de una iniciativa llevada a cabo en colaboración con el Banco Central de Irak  que se puso en marcha en marzo de 2021.

Para Nasreen, hay muchos obstáculos que superar y oportunidades de formación que aprovechar. Sin embargo, a pesar del largo camino que tiene por delante, está decidida a que su plan de negocio se haga realidad.

«Necesito apoyo financiero y más formación, que me ayuden a llegar a una etapa en la que tenga los conocimientos técnicos para establecer mi negocio, aunque me lleve veinte años», dijo Nasreen. «Me gustaría decir a otros jóvenes en mi situación que también deberían perseguir sus objetivos; ya sea en términos de estudio o de empleo. No dejen que nada se interponga en su camino».

PROSPECTS es una asociación estratégica mundial de cuatro años de duración que apoya a las comunidades de acogida y a las poblaciones desplazadas en ocho países de África Oriental y Septentrional y de los Estados Árabes, y en la que también participan la Corporación Financiera Internacional (CFI), el Banco Mundial (BM) y el Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Refugiados (ACNUR).

 136 Total de visitas,  2 Visitas de hoy